sígueme por Email

martes, 23 de octubre de 2012

CRÍTICAS al Consenso Nutricional de Prevención y Tratamiento de Obesidad en Adultos.¿Lost in translation? ¿ignorancia?¿descuido intencionado?... ¡NO se fíe de los expertos en nutrición!


A veces, cuando no puedo comprar la revista de humor El Jueves, ¡busco algún consenso de expertos y me lo leo!

El otro día, conseguí el, recién salido del horno, Consenso de las dos sociedades españolas, ¡“más importantes”! para la prevención y tratamiento de la obesidad FESNAD- Federación Española de Sociedades de Nutrición, Alimentación y Dietética- y SEEDO- Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad-. Al leerlo, empecé a ver una serie de incongruencias, ausencia de información relevante y razonamientos falaces e injustificados sobre el estado actual del tema y sobre cuál es la mejor manera de prevenir la obesidad. Así que, les voy a pasar a comentar.
             
            Antes de empezar, para que comprendan mejor todo lo que vamos a hablar, debo decirles que estos tíos- expertos se autollaman- que han elaborado esta chapuza, no tienen sentido crítico, ni científico, de hecho, están convencidos de que la Pirámide Nutricional es lo que hay que hacer y poner a todo el mundo y, aunque la ciencia diga otras cosas, ellos, simplemente, ¡las obvian, indican lo contrario o mienten!. Y de todo eso vamos a hablar.


Según dicen, han revisado toda la bibliografía sobre el tema desde 1996 hasta enero de 2011 y, en base a ella, elaboran 65 evidencias y 31 recomendaciones. Algunas de las más destacadas son:

- Evidencia y recomendación 1: “Consideran que el aumento de peso puede prevenirse mediante dietas que contengan alimentos con baja densidad energética”

- Contradicciones a la recomendación nº1 y evidencias científicas reales: Se consideran alimentos de alta densidad energética a aquellos que tienen más de 225Kcal/100 gramos, es decir, los aceites (900Kcal/100 gramos), los frutos secos (más de 400 Kcal/100 gramos, de media), pasteles, mayonesas, la llamada “comida rápida”, etc. Por tanto, deberíamos de evitar comer de estos alimentos, a diario, y evitaríamos ganar peso.
            ¡Hasta aquí, todo el razonamiento que hacen parece correcto! Pero, la cosa se lía cuando ellos mismos dicen en la Evidencia 14: “La ingesta de grasas, tras ajustar por la ingesta calórica, no está asociada con la ganancia de peso en adultos sanos”, en la Evidencia 34:La ingesta de aceite de oliva no parece asociarse a un riesgo significativo de ganancia de peso en adultos sanos” y, en la Evidencia 35:La adición de frutos secos a la dieta habitual no se asocia al aumento de peso corporal”. Entonces, ¿Podemos comer alimentos de alta densidad calórica o no?, ¿frutos secos y aceite de oliva, pero pasteles no?, ¿podemos tomarlos pero con moderación? Porque en el caso de este tipo de alimentos, la moderación también tiene muchas calorías (50 gramos de nueces son más de 300 Kcal y 20 gramos de aceite de oliva, 180 Kcal).

            En fin, ¡Un lío…! Bueno, ¡no pasa nada, obviamos estas 3 recomendaciones!- total, no son tan importantes y todavía nos quedan un montón más- 


¿Cuál es el porqué de estas contradicciones? Científicamente, sabemos- creo que estos “expertos” no lo tienen claro- que nuestro metabolismo sólo puede estar en uno de los dos estados siguientes:
-          Quemando azúcares (metabolismo glicolítico): Está activa la insulina y, todo lo que comamos de más- sean azúcares, grasas o proteínas- se almacenará en forma de grasa.
-          Quemando grasas (metabolismo lipolítico o cetosis): La insulina no está activa, se quema la grasa corporal y, lo que comamos de más- hasta un límite, claro- no se almacenará como grasa, ni como nada.

Por tanto, si usted está en metabolismo lipolítico, ¡Sí que podrá comer aceite o frutos secos a diario sin riesgo de engordar! Pero, si está en metabolismo glicolítico- que es el que promueven los nutricionistas de la Pirámide- o sólo comer algo de aceite y nueces al día o terminará engordando. Hoy día, sabemos que comer 20 Kcal de más al día- si estamos en metabolismo glicolítico- al cabo de 10 años, habremos cogido 10 kilos! ¡Da igual que 5 días a la semana no se pase, pero el fin de semana coma 140-200 Kcal de más! A propósito de todo esto, viene la siguiente evidencia:

- Evidencia y recomendación 3: “Si no comemos fast food más de una vez por semana, evitaremos la ganancia de peso debida a este factor”
           
            Ya hemos comentado que, como el margen calórico es tan escaso- si no estamos en cetosis- si comemos fast food 1 vez por semana- una pizza, menú de hamburguesa o Kebab lleva entre 500 y 1000Kcal, de media- es fácil que engordemos.




- Evidencias 5, 6 y 7: Dicen que no se ha demostrado que saltarse el desayuno, comer aperitivos o hacer pocas comidas al día- menos de 5-

            Así que, ¡NO DEJE QUE SU NUTRICIONISTA LE DÉ MÁS LA BRASA CON QUE TIENEN QUE DESAYUNAR CEREALES, NO COMER ENTREHORAS Y HACER 5 COMIDAS AL DÍA”, porque el propio consenso que han hecho los “expertos” dice que no hay evidencia de que esto le vaya a proteger de tener obesidad.

- Evidencia 8. Antes de ver lo que dice, le haré una pregunta. Imagínese que usted se cree cojonudo, que liga un montón, etc. Un día va con un amigo por la calle y ve una cachonda- en el sentido de una mujer guapa, elegante y que está buenorra- y decide invitarla a cenar, pero ella le dice que: A día de hoy, no cree que vayan a ir juntos a ningún sitio. Usted, se gira y le dice a su amigo: Aunque me ha dicho que no, parece que hay indicios que indican que le molo y que pronto quedaremos. ¿Qué pensaría de su amigo?
           
            Pues lo que dicen nuestro amigos nutricionistas en esta evidencia es que: “Pese a que existen resultados inconsistentes, los resultados apuntan hacia un posible papel de la dieta mediterránea en la prevención del sobrepeso y obesidad”. Por tanto, recomiendan una mayor adherencia a la Dieta Mediterránea.

Hasta ahora hemos visto que concluyen lo que les viene en gana, en función de sus ideas previas, sin importarles lo más mínimo los datos de la revisión bibliográfica que han hecho. Por lo menos, ¡SÉ UN POCO LISTO Y SI QUIERES MENTIR, NO PONGAS LOS DATOS CONTRADICTORIOS! Aunque lo lógico sería que dijeran la verdad.

- La Evidencia 13: nos dice que esa tontería del índice glucémico y la carga glucémica no sirve para nada, algo que ya se sabía desde hacía tiempo, pero algunos se empeñaban en negar, porque lo realmente importante es el tipo de metabolismo en el que estemos (glicolítico vs lipolítico) y, por tanto, la cuestión depende de si se toman carbohidratos de forma abundante- se activará la insulina- o no- no estará activa la insulina-.

- Las Evidencias 20 a 23: nos dicen que: las evidencias referidas al consumo de proteínas totales y su efecto en la variación de peso o prevención de exceso de peso en adultos son insuficientes para establecer ninguna recomendación”.

            Todo esto se contradice con las Evidencias 39, 41, 51 y 54, que hablan de las ventajas de las dietas bajas en carbohidratos/ricas en proteínas para perder más peso que con una dieta rica en hidratos de carbono durante los primeros 6 meses de la dieta, de lo buenas que son para reducir los triglicéridos y aumentar el colesterol bueno- HDLc- y para preservar la masa muscular.

Si, a todo esto que, ellos mismos reconocen sobre las proteínas, añadimos los trabajos del equipo del Dr. Layman de la Universidad de Illinois y otros muchos que aparecen en la Biblioteca de Evidencias en Nutrición- NEL- de Estados Unidos, ¡o la revisión bibliográfica que han hecho es una porquería o han querido ocultar información de forma intencionada!

- En la Evidencia 30: nos dicen que: El consumo alto de frutas y verduras está asociado a un menor incremento de peso en adultos a largo plazo.
           
            Que la población general meta en el mismo saco las frutas y las verduras, me parece hasta lógico, pero ¡que los profesionales de la nutrición hablen de forma indiscriminada y casi como sinónimos de frutas y verduras, me parece una vergüenza, porque, ni son iguales- Las verduras tienen muchas menos calorías y azúcares, más fitoquímicos, antioxidantes y vitaminas, gramo a gramo, que las frutas-, ni producen los mismos efectos en el organismo- la verdura abudante, en general, te permite estar en metabolismo lipolítico, el de frutas, ¡NO!-, por tanto, no pueden usarse como un solo grupo a la hora de investigar y sacar conclusiones.

¡Por último, comentaré lo que me parece más peligroso, infame y absurdo de todo el consenso!

            Tengo un amigo, que es muy majo e inteligente pero, a veces, toma decisiones un poco absurdas y precipitadas, en base a elementos poco importantes para el resultado final de un proceso. Hacía tiempo que no lo veía, así que, cuando coincidí con él le pregunté: “¿sigues con aquella chica tan maja, guapa, divertida e interesante?”  A lo que me contesto: “La verdad es que me gustaba mucho, lo pasaba genial con ella; charlábamos de casi todo, viajábamos, me regalaba libros, siempre interesantes y curiosos, me trataba bien, etc… Pero, ¡la dejé porque no me terminaba de convencer su forma de andar!”
           
Esta historia, sirve de introducción para comentar las Evidencias 39 a 42 y para que seamos conscientes de los despropósitos de estos “expertos” a la hora de hacer el consenso. La evidencia 39 dice que: Las dietas bajas en carbohidratos consiguen mayor pérdida de peso a corto plazo (6 meses). Pero, a largo plazo (más de 1 año) no existen diferencias entre una baja en hidratos, frente a la rica en ellos- Evidencia 40-.  La Evidencia 41: dice que: a largo plazo, la dieta baja en hidratos produce mayor aumento de colesterol bueno-HDLc- y reduce más los triglicéridos que la rica en hidratos. Y la Número 42: A largo plazo, la dieta rica en hidratos reduce más el colesterol malo- LDLc- que la baja en ellos. Con todos estos datos, ¿Cuál cree que será la recomendación de nuestros expertos?

Le resumo: las dietas bajas en carbohidratos producen mayor pérdida de peso a corto plazo (6 meses), al menos, la misma pérdida a largo plazo (más de 1 año), reducen los triglicéridos y aumentan el colesterol bueno. Mientras que las altas en hidratos, reducen el colesterol malo- Aunque ahora le explicaré que NO es así- pero aumentan los triglicéridos y disminuyen el colesterol bueno.

Pues, contra todo pronóstico y, decidiendo al estilo de mi amigo; ¡Recomiendan una dieta rica en hidratos de carbono! Cuando leí todo esto, no me lo podía creer. Pensé: ¡Estos tíos son gilipollas, son terroristas de la nutrición o viven permanentemente en el día de los Santos Inocentes y les encantan las bromas?

            Estas recomendaciones, vuelven a demostrar que no se han leído toda la bibliografía, que sólo se basan en sus ideas previas y/o tienen intereses creados, porque, en 2007, el Dr. Franz y su equipo, revisaron y publicaron el estudio científico más serio sobre los resultados a largo plazo de las dietas basadas en reducir calorías para perder peso- como las que recomiendan los “expertos”- Tras analizar 80 ensayos clínicos publicados, concluyeron que:
-          El ejercicio físico por sí solo no vale para perder más de 1-2 kilos.

-          La reducción de calorías en la ingesta con/sin ejercicio físico, permite perder peso- unos 6-8 kilos- en 6 meses, pero a partir de ese tiempo, es inefectiva para seguir perdiendo, e incluso para mantener todo la pérdida de peso conseguida.

            Con lo que volvemos a lo del principio: “Si estamos en metabolismo glucolítico, no nos será fácil perder peso a largo plazo”, Y ASÍ TENDREMOS QUE IR CONTINUAMENTE A NUESTRO NUTRICIONISTA, PREVIO PAGO… ¡Cómo con las academias de inglés!

            Por otro lado, si se hubieran leído los ensayos clínicos que el Dr. Krauss, experto en metabolismo lipolítico, comenzó ha desarrollar en los años 80 en Berkeley, sabrían que: “Las dietas ricas en hidratos de carbono reducen el número de partículas LDLc, pero las que se forman (menos número) son más densas y pequeñas, que son las que producen el riesgo cardiovascular”. Un ejemplo, para que lo entienda, ¿qué es más peligroso, que le disparen con un revólver con 6 balas de fogueo o con un revólver que sólo tiene 4 balas, ¡PERO QUE SON DE VERDAD!?


            En resumen: Las recomendaciones que nos proponen nuestros “expertos” NO se basan en la evidencia, están sesgadas, llenas de ignorancia, incongruencias y de indicaciones con efectos muy nefastos para la población. ¡Y la mejor dieta, según dice la ciencia a día de hoy, para reducir el riesgo cardiovascular, es una dieta baja en carbohidratos!

Pd: Espero poder poner esta semana otro post, dedicado a un artículo, escrito por algunos de los autores de este consenso y publicado en la revista de Formación Médica Continuada, donde tratan de enseñar a los Médicos de Familia nutrición. ¡No se lo pierda porque no tiene desperdicio!!

¡...Y por favor, tengan cuidado ahí fuera!



Bibliografía.

1.- Resumen del consenso FESNAD-SEEDO: recomendaciones nutricionales basadas en la evidencia para la prevención y el tratamiento del sobrepeso y la obesidad en adultos.: http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S1575092212001726

 

2.- Nutrition Evidence Library (NEL): http://www.nel.gov/

3.- Layman et al: 

                 - Protein metabolic roles in treatment of obesity: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/20531180

- Dietary Guidelines should reflect new understandings about adult protein needs:          http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/19284668

4.- Krauss et al:

- A very low-fat diet is not associated with improved lipoprotein profiles in men with a predominance of large, low-density lipoproteins: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/10075324

- Change in dietary saturated fat intake is correlated with change in mass of large low-density-lipoprotein particles in men: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/9583838

- LDL subclass patterns and lipoprotein response to a low-fat, high-carbohydrate diet in women: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/9108784

- Low-density lipoprotein subclass patterns and risk of myocardial infarction: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/3418853

- Relationship of dietary fat, protein, cholesterol, and fiber intake to atherogenic lipoproteins in men: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/3024477

 

5.- Franz MJ, et al. Weight-loss outcomes: a systematic review and meta-analysis of weight-loss clinical trials with a minimum 1-year follow-up: http://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/17904936

 




jueves, 18 de octubre de 2012

Embarazos, triple test, pruebas de SIDA, abogados, histerectomías y... ¿Qué cojones quiere decir esta prueba que ha dado positiva?


Hoy les voy a contar una cosa que nos ha pasado esta mañana a mi mujer y a mí, que creo que puede ser importante y útil para muchas personas, ¿a ver qué les parece!       
Hace unos tres meses nos llevamos la genial e inimaginable alegría de que estábamos esperando un bebito, ¡aquí está su primera foto!



                      
         ¿A qué sale guapo? Pues bien, empezamos todo el proceso de analíticas, serologías, visita a la matrona, ecografía… Salvo por la insensibilidad de nuestro médico de cabecera que, nada más llegar a la consulta y decirle que “estábamos embarazados”, nos dice, sin mirarnos a la cara, ‘¡Quieres abortar!... ¡Todo genial!  La semana pasada hacemos el llamado 'Triple screening' que consiste en coger una muestra de sangre y analizar un par de hormonas, con el fin de ver la probabilidad (riesgo) de que el feto tenga síndrome de Down, síndrome de Edwards o espina bífida. El protocolo consiste en lo siguiente; te sacan sangre, la mandan a analizar y, ¡SI NO TE LLAMAN POR TELÉFONO EN 1 SEMANA, TODO VA BIEN! Pero, ¡Si recibes una llamada de un teléfono raro y te dicen: “¡Soy la ginecóloga, ¿puedes venir a la consulta un momento?”, ¡ya sabes lo que hay!

      Pues eso, esta mañana, Leti, me manda un whatssapp al trabajo diciendo que ha recibido la fatídica llamada. La llamo… Está llorando… Me voy corriendo para casa y nos vamos a la ginecóloga. Gracias al iphone, de camino a casa busco la tasa de falsos positivos de la prueba, es decir, las veces que la prueba dando positiva, no se tiene la enfermedad- para este test es del 5%- y la prevalencia de síndrome de Down en España, es decir, de cada 10mil nacidos en España, cuántos lo tienen- la cifra que encuentro es de 7 de 10mil-. La idea consiste en ver la situación lo más coherentemente e intentar tranquilizar a Leti y a mí, en base a argumentos científicos.

       A priori, que, de cada 100 pruebas positivas, sólo 5 sean falsos positivos y 95 sean realmente positivas, es decir, que diagnostican realmente la enfermedad, no parece muy alentador, ¿verdad? Este es el razonamiento que, por desgracia, solemos hacer los médicos, pero ya les adelanto que ¡ESTÁ MAL! Yo lo aprendí hace unos cuantos años leyendo un libro sobre física, porque estas cosas no nos las enseñan en la carrera de medicina. 


      De hecho, hace unos cuantos años, el Departamento de Bioestadística de Harvard les pasó el siguiente sencillo problema de la foto a estudiantes de 4º de Medicina, a Médicos Residentes en formación y a Médicos Adjuntos con canas ahí abajo. ¿Cuántos cree que dieron la respuesta correcta? ¿Todos?, ¿casi todos? Cuando se lo diga, por favor, ¡No se ponga a llorar!
      

      De todos los encuestados, ¡sólo 2 de cada 10 dieron la respuesta correcta! Lo que quiere decir que, ¡La mayoría de los médicos no tenemos NI IDEA de qué significa esto de las pruebas diagnósticas y de cómo interpretarlas!- Por cierto, la respuesta correcta es 2% (¡1,8% para ser exactos!), por si quiere hacer usted los cálculos-. El problema está en que, al no saber 
interpretarlas, tampoco podemos explicarles a los pacientes qué significa que una prueba les dé
positiva o negativa y qué probabilidad tiene de tener, o no, la enfermedad en función del resultado de la prueba. 

      Volviendo a nuestra historia hago los cálculos necesarios en una hoja y a boli, para poder hacer una interpretación adecuada de lo que realmente significan esas cifras de 95%, 5%, etc. pero, como mi letra es una porquería, se los resumo en este gráfico.




Esa cifra tan desalentadora del 5%, en realidad, no lo es tanto, ya que, si pasamos todo a
frecuencias naturales y a las misma unidad de referencia- en este caso, 10mil embarazadas, ya que
es la unidad  a la que están referenciados los casos de Down- podemos ver que ‘la prueba da positiva en 500 (falsos positivos- Da positivo, aunque NO tienen Down-) + 7 (verdaderos positivos- Sí tienen Sd. Down-) = 507’. Por tanto, La probabilidad de tener un Sd. de Down cuando la prueba es positiva es: Verdaderos positivos dividido por el total de positivos: 7/507= 1,4%, es decir:
‘De cada 100 mujeres que la prueba les da positiva, sólo 1,4 tienen, realmente, un diagnóstico de Sd. de Down’


     Por suerte, cuando llegamos a ver a la ginecóloga, descubrimos que en el laboratorio de análisis clínicos, como la semana pasada había puente, procesaron la muestra cuatro días después e hicieron los cálculos mal. Después de la bronca que le ha echado la ginecóloga- que se ha portado muy bien, la verdad- al del laboratorio, han reanalizado la muestra y, ¡HA SALIDO NEGATIVA! 

     De toda esta historia, a mi me molestan y cabrean dos cosas: 
  • Lo de la llamadita, ¿cómo es posible que a todas las mujeres embarazadas les digan que si no las llaman todo guay, pero que si las llaman, la cosa está jodida? Lo lógico sería que citaran a todas- sea o no positivo el test- y ya en la consulta les dan la noticia, ya que, de la manera que lo hacen actualmente, generan una gran ansiedad en todas las mujeres. Ansiedad hasta que pasa la semana y no hay llamada o, ansiedad durante la semana, sumada a la ansiedad de la llamada y de camino hacia el Centro de Salud.

  • Haya puente, sea el cumpleaños de la abuela o el aniversario de boda, los Servicios Médicos deben estar cubiertos siempre, ¡Qué cojones eso de: 'Pensaba que como había puente, las embarazadas no se sacarían sangre...!



¡la insoportable 'in-numerancia' de los médicos!

       Papá, papá, ¿qué es peor, la ignorancia o la indiferencia? - ¡Hijo, ni lo sé, ni me importa! Esto resumen la actitud que solemos tener los médicos hacia las pruebas diagnósticas. La historia que les he contado es una tontería comparada con lo que pasó en Estados Unidos en 1987. Supongo que sabe que, cuando uno dona sangre, esa muestra se analiza para descartar que tenga el Virus del SIDA (VIH), entre otros. Lo que ocurrió fue que, de las miles de muestras de sangre que se analizan, algunas dieron positivo para VIH, y llamaron, por teléfono, a los afectados para informarles de que estaban infectados. De los 22 que les dijeron que tenían VIH- aunque en realidad no lo tenían- ¡SE SUICIDARON 7! tras la llamada.



       Esto, que no es ninguna broma, no es tan infrecuente ya que, si uno no tiene factores de riesgo para tener el virus- no es drogadicto, no tiene relaciones sexuales sin protección, etc.- la probabilidad de que tenga el VIH, cuando la prueba le da positiva es del 50%, es decir, 1 de cada 2. ¡No de casi el 100%, como algunos profesionales sanitarios creen! Le digo todo esto por si algún día le llaman a casa y le dan la fatídica noticia. ¡No se preocupe, recuerde esto y sáquese otra muestra de sangre para asegurarse!




      ¡Como puede ver, volviendo a hacer nuestro esquema de frecuencias naturales, las cosas son muy sencillas de entender y poder explicar! 

     Ahora que se está poniendo de moda el llamado diagnóstico precoz del cáncer de colon mediante el test de sangre oculta en heces. Ya le adelanto que si se lo hacen- yo no soy quién para recomendarle una u otra cosa- y le da positivo, tiene una probabilidad de menos de un 2% de tener realmente un cáncer de colon, es decir, de cada 100 que les da positivo, sólo 2 tienen cáncer realmente, pero todos se llevarán de regalo una bonita colonoscopia. 


        Todas estas cosas, intento enseñárselas a mis estudiantes y tuve el grandísimo placer de dar un taller sobre esto y otras muchas cosas que deberíamos saber los médicos en el Congreso Nacional de Estudiantes de Medicina, que se celebró en Murcia en abril de 2012 o así. Yo, siempre que explico estas cosillas, pienso que los estudiantes creen que, además de gilipollas, soy un pesado, pero me alegré mucho cuando descubrí que una estudiante de Málaga- y asidua lectora de este blog- en particular, y otros compañeros suyos, en general, al volver a su ciudad, han empezado a estimular su mente crítica y científica, a comprender que la medicina no es memorizar datos y datos y vomitarlos en un examen... Me alegré mucho cuando descubrí que había dedicado un post en su blog- muy recomendable, por cierto- a lo del congreso de Murcia, a la Dieta Dukan, a pensar críticamente, etc. ¡MUCHAS GRACIAS!


¡Tiene que operarse!...- “soy abogado, ¿seguro que tengo que operarme?”...- “¡NO!”



       Para terminar, le voy a contar una curiosa historia sobre la cirugía, ¡Qué la disfrute!  

    Gianfranco Domenighetti es economista y ha dedicado gran parte de su actividad investigadora al estudio de la variabilidad clínica y sus causas. Sus investigaciones revelan no sólo datos interesantes y curiosos, sino algunas prácticas repugnantes y antiéticas por parte de los médicos para con los pacientes.

            En un estudio, comparó la frecuencia con se realizaban siete intervenciones muy frecuentes (apéndice, amígdalas, hernia inguinal, hemorroides, vesícula biliar, extracción del útero y  legrado uterino) entre personas que presentaban la misma edad y un estado similar de salud, para ello dividió a los pacientes en dos grupos (médicos y no médicos), y demostró que, con excepción de la operación de apendicectomía (similar en ambos grupos), el resto de intervenciones se aplicaban con una frecuencia de un 33 % más en los pacientes no médicos. En un análisis más detallado, observó que en los sistemas sanitarios donde el paciente paga directamente de su bolsillo por los servicios médicos, los pacientes menos informados eran los que más se operaban y, que el grupo de abogados presentaba las mismas tasas de intervenciones que el grupo médico. Domenighetti concluyó que: “los abogados son pacientes de riesgo porque en el caso de que una operación escasamente indicada saliese mal, podrían defenderse mejor que los ciudadanos normales”.



        En otro estudio, sobre la tasa de histerectomías (quitar el útero) que se realizaban, descubrió que, las mujeres de los médicos y de los abogados eran sometidas a menos de la mitad de extracciones de útero que el resto de la población general. Las mujeres con seguro privado, tenían un 6% más de probabilidad de ser operadas innecesariamente. Además, las mujeres ginecólogo practicaban, de media, la mitad de histerectomías que los hombres ginecólogo. “Explotan a las mujeres para obtener beneficios personales o tomar algún tipo de “placer” con el procedimiento”, comentaba Gianfranco D. tras su investigación. 

     ¡Qué pase un buen fin de semana y...¡POR FAVOR, TENGAN CUIDADO AHÍ FUERA!








miércoles, 17 de octubre de 2012

¡Échale huevos… y algo más a la Hipertensión!


¡Perdonadme por el retraso en poner este post, pero es que he llevado una semana muy liada…! ¡Pero, bueno, ya estamos aquí, así que, empecemos!

Todos sabemos que la hipertensión arterial (HTA) es una enfermedad muy frecuente hoy día y que está muy relacionada con nuestro estilo de vida y tipo de alimentación. Al menos 1 de cada 3 adultos de Europa y Estados Unidos la presenta. Sabemos que cuanto mayor es la cifra de presión arterial (PA), mayor es el riesgo de morbilidad y mortalidad cardiovascular.


De hecho, el mal control de la HTA es la causa más frecuentede infarto cerebral (ictus) y está directamente relacionado con la muerte por el ictus, de tal manera que duplicando el porcentaje de pacientes con buen control de la presión arterial, reduciremos a la mitad la mortalidad por ictus. Además de los ictus, la HTAes responsable de gran cantidad de enfermedades sobre diversos órganos- corazón,vasos sanguíneos, riñón, retina, etc.-

Una frase muy chula de Woody Allen es 'Comedia = Tragedia + tiempo' y eso es lo que nos está pasando con la HTA, entre otros problemas médicos que ya son una epidemia de complicaciones y mortalidad prematura. De hecho, en Las Vegas, hay una hamburguesería llamada Heart Attack, donde te ponen batas de pacientes para comer o cenar, te azotan si te dejas comida, si pesas más de 150 kilos puedes comer gratis siempre que vayas y... ¡Tienen un tensiómetro para que te tomes la PA después de cenar a ver si consigues el récord de HTA!



¿Qué se considera HTA?


Aunque hay algunas excepciones y particularidades-los pacientes diabéticos, por ejemplo- se define la presión arterial alta, como cifras de presión arterial sistólica (es el valor alto de la PA y representa la PA cuando el corazón estálatiendo) mayores o iguales a 140 mmHg o con una presión arterial diastólica (esel valor bajo de la PAy representa la presión cuando el corazón está en reposo entre latidos) mayor o igual a 90 mmHg.

- Se considera HTA leve: Si la PA sistólica está por debajo de 160 mmHg. y/o PA diastólica por debajo de 100 mmHg.

- Se considera HTA grave: Si la PA diastólica es mayor o igual a 160 mmHg. y/o PA diastólica mayor o igual a 100 mmHg.



Una curiosidad: La hipertensión de bata blanca es un curioso fenómeno que se conoce desde finales del siglo XIX y fue descrito por el Dr. Riva-Rocci, y consiste en el aumento transitorio de la presión arterial en algunas personas- con tendencia al estrés o la ansiedad- cuando se les hace la medida por el médico o personal sanitario, siendo sus valores de presión arterial en su vida diaria normales. Ante la duda, dígale a su médico que le mida la PA en condiciones reales de vida durante 24 horas, mediante un MAPA- Monitorización Ambulatoria de la Presión Arterial-


¡Deconstruyendo los factores de riesgo de HTA!


Aunque el tabaco, la obesidad y la edad avanzada son considerados factores muy relacionados con la probabilidad de padecer HTA, debemos matizar un poco esta afirmación. Evidentemente, el tabaco- por su efecto vasoconstrictor, de activación del sistema nervioso y tóxico- y la obesidad- debido a que el tejido adiposo es metabólicamente activo y segrega gran cantidad de factores inflamatorios- se relacionan “fuertemente” con la HTA, de hecho, como podemos ver en la gráfica, cuanto más obesos, mayor riesgo de padecer la enfermedad.

Aunque ser delgado siempre se ha considerado un factor protector para la hipertensión, curiosamente, a día de hoy, unas 4 de cada 10 personas delgadas pueden tener hipertensión u otros datos de enfermedad crónica, lo quellamamos síndrome metabólico- La razón para esto la veremos a continuación-.

En cuanto a la edad avanzada, los médicos y, por contigüidad, la población general tendemos a pensar que amedida que aumenta la edad de las personas, sus cifras de presión arterial,también lo hacen. Pero, este patrón sólo se observa en los países industrializados y con una dieta alta en hidratos de carbono, ya que:
¡En laspoblaciones de cazadores-recolectores y en países con dietas bajas en hidratosde carbono, los valores de presión arterial tienden a disminuir con la edad!

Los estudios demigraciones también demuestran que los determinantes más importantes de lapresión arterial son ambientales, culturales y nutricionales. Cuando loshabitantes de zonas con baja prevalencia de HTA emigran a países con alta tasasy adoptan el estilo de vida del país al que han llegado, su frecuencia de aparición de HTA se igual a la de la nueva población y viceversa, si los individuos de países con alto riesgo de HTA comienzan a vivir en zonas sin HTAtendrán muy baja probabilidad de desarrollarla o, si ya la tenían, puede que seles normalice sin necesidad de tratamiento farmacológico (o disminuyendo sudosis), simplemente cambiando los hábitos nutricionales.


¿Cuál son las causas de HTA?


Más de 9 de cada 10 casos de HTA sondebidos a la llamada HTA esencial, cuyo mecanismo fisiopatológico principal es la resistencia a la insulina.Hace más de 15 años que el Dr. Reaven descubrió que:
La mayoría de pacientes, delgadosu obesos, con la tensión arterial elevada mejoraban sus cifras de presiónarterial o incluso las normalizaban, si seles reducía la ingesta de hidratos de carbono, ¡sin necesidad de medicación oreduciéndola!”

La explicación fisiológica está en que una dieta rica en hidratos de carbono produce altas concentraciones de insulina en sangre y ésta produce 3 efectos que contribuyena aumentar y mantener elevada la tensión arterial, tal y como podemos ver en el dibujo:

¿Qué dice la ciencia sobre el tratamiento de HTA?...

... y su médico, ¿qué opina?

Supongo que su médico, si le diagnostica HTA, le mandará una, dos o tres pastillas para controlársela, pero si echamos un vistazo a la ciencia, veremos que no todos los grados de hipertensión deben de tratarse con fármacos. Un reciente metaanálisis- que es el tipo de estudio científico más fiable- publicado por la Cochrane, donde se analizan todos los datos que existen, a día de hoy, sobre los efectos de dar fármacos a los pacientes con HTA, concluye que:

'¡EL TRATAMIENTO FARMACOLÓGICO DE LA HTA LEVE- valores de presión por debajo de 160/110 mmHg.- NO ES EFECTIVO-

Además, el estudio señala que 1 de cada 10 pacientes abandona su tratamiento a causa de los efectos secundarios. Todo esto quiere decir que millones de personas en el mundo están siendo sobretratadas sin obtener ningún beneficio y estando en riesgo de padecer efectos secundarios.

En Inglaterra, que son un poco más serios que nosotros en cuanto a esto de hacer recomendaciones médicas basadas en la ciencia e intentar que todos los médicos se enteren y las apliquen, el Instituto Nacional para la Salud y la Excelencia Clínica, recomienda tratar la HTA farmacológicamente sólo después de una valoración del riesgo de cada paciente y para ello los médicos y cualquier persona tiene acceso a una calculadora-web de riesgo cardiovascular en los próximos 10 años. ¡Si el riesgo cardiovascular de un paciente supera el 20%, deberíamos ofrecerle tratamiento farmacológico, si no, con ejercicio diario y una dieta cardiosaludable- ¡ESPERO QUE YA SEPA QUE LA DE LA PIRÁMIDE NUTRICIONAL NO ES CARDIOSALUDABLE!- es suficiente!

¡Utilidad de una dieta baja en carbohidratos para la HTA!

1ª.- Por su eficacia en la pérdida de peso.

2ª.- Por su capacidad para disminuir la resistencia a la insulina.

3ª.- Por su efecto de disminuir la resistencia ala insulina: como es independiente de la pérdida de peso- ¡lo que NO ocurre con las dietas bajas en calorías, tipo Pirámide Nutricional!-, es un método muy útil para el tratamiento dietético de los pacientes delgados con HTA.

4ª.- Por su capacidad de eliminar sodio y agua en el riñón: El metabolismo lipolítico (cetosis) conlleva una gran eliminación deagua y sodio a nivel renal con lo que evitamos otro de los mecanismos deaumento de la PA.


¿Por qué hay que echarle huevos a la HTA?


El equipo de los Drs. Majumber y Wu de la Universidad de Alberta (Canadá)- entre otros grupos de investigación- han demostrado que los huevos fritos o hervidos presentan gran cantidad de péptidos bioactivos que, al ser digeridos en el tubo digestivo, producen potentes inhibidores de la principal enzima que interviene en la HTA(Enzima Convertidora de Angiotensina- ECA-). El consumo de huevos por los pacientes hipertensos presenta los mismos beneficios que los fármacos antihipertensivos que inhiben a la ECA, llamados IECAs, pero sin sus efectos secundarios.

Una vez que sabemos todo esto, ¿Si soy hipertenso, qué debo hacer? Lo que yo le recomiendo, depende de en qué situación de las dos posibles esté:
1.- Es hipertenso y ya lleva tratamiento farmacológico, aunque su HTA era leve: Debería hablar con su médico, comentarle estas cosas y, después de los 10 minutos de insultos hacia mi persona y de que no tengo ni puta idea..., sería bueno que intentaran pactar ejercicio diario+dieta baja en carbohidratos y, si con estas medidas le va bajando la HTA, deberían plantearse ir reduciendo la dosis de fármacos- o suspenderlos-

2.- Si lo acaban de diagnosticar de HTA leve: ¡QUE NO LE DEN PASTILLAS- a menos que tenga más de un 20% de riesgo cardiovascular- y haga algo de ejercicio diario y reduzca su consumo de carbohidratos!

Si no tomamos estas medidas empezará a pasar con la HTA lo que ya ocurre, desde hace muchos años con el colesterol y la osteoporosis, ¡QUE SE ESTÁN SOBRETRATRANDO Y SOLO GENERAN BENEFICIOS A LAS MULTINACIONALES!!


sábado, 13 de octubre de 2012

¡Colesterol, daño renal, hepático...! ¡Mi dieta dukan y mi analítica 3años después!


¡¡Muy buenas a todos y espero que disfrutéis del "puente"!!

Como prometí la semana pasada al hablar de la Pirámide Nutricional, voy a explicar- de manera sencilla y práctica, espero- cómo nos sube el colesterol y los triglicéridos, en función de los alimentos que comemos y , por qué los hidratos de carbono nos suben el colesterol sanguíneo.

Hace unas semanas, a propósito de un artículo publicado en una importante revista, comenté en Twitter (@sumediconosabe) la manera más sencilla de reducir nuestro llamado colesterol "malo" (LDLc), los triglicéridos (TAG) y, ¡cómo aumentar, espectacularmente, las cifras del llamado colesterol "bueno" (HDLc)! A los pocos minutos de publicar los tweets, para mi sorpresa, un nutricionista me twitea diciéndome algo así:
- "¿Los carbohidratos llevan grasa? ¡NO TIENES NI IDEA!"

A este tweet le siguió una "guerra de tweets" donde le explicaba que nuestro metabolismo lo almacena todo en forma de grasa (lleven o no grasas los alimentos), además de decirle que se repasara las rutas bioquímicas para que viera cómo la glucosa es determinante en la síntesis de colesterol, etc. Él me respondió con algunos bonitos piropos más, llamó a sus otros amigos-twiteros-nutricionistas, etc. Por el bien de la sociedad y de la ciencia, ¡quedamos como amigos y todos aprendimos algo después de la discusión!

Volviendo al tema, gracias a estudios bioquímicos, ensayos clínicos y estudios poblacionales sabemos que, la mejor forma de mejorar nuestro perfil lipídico y reducir nuestro riesgo cardiovascular secundario a las grasas (colesterol, TAG, LDLc, HDLc) de nuestra sangre, es reducir nuestra ingesta de hidratos de carbono, tal y como se resumen en la siguiente tabla.


Si analizamos detenidamente la tabla, podemos deducir varias cosas importantes:
1º.- ¡Una dieta rica en carbohidratos es la más dañina para nuestro perfil lipídico! ya que nos aumenta los TAG, nos reduce el colesterol bueno (HDLc) y, aunque no sube de forma significativa el colesterol malo (LDLc), hace que estas partículas sean más densas de lo normal, con lo que su capacidad de "pegarse" a las paredes de los vasos sanguíneos y producir trombosis, embolias e infartos es casi del doble que si tenemos cifras similares de LDLc pero llevamos una dieta rica en grasas saturadas y baja en carbohidratos.

2º.- ¡Las grasas saturadas no son el problema de nuestra dieta!, el problema lo tenemos cuando asociamos estas grasas saturadas con hidratos de carbono, ya que, por un lado tendremos la acción perjudicial directa de los hidratos y, por otro, al estar activa la insulina, este tipo de grasa- que es la menos buena (pero esto no quiere decir que sea mala 'per se') de las que hay en la naturaleza: saturadas, monoinsaturadas y poliinsaturadas- se acumulará, también en nuestras arterias, tejido adiposo, hígado, etc.
Pero, ¡si comemos abundantes grasas saturadas dentro de una dieta baja en carbohidratos, no debemos de temer por nuestro riesgo cardiovascular!- Este tipo de dietas reduce los TAG y aumentan el HDLc-

3º.- ¡Los tipos de dietas más sanos son las que incluyen grasas monoinsaturadas (nueces, aceite de oliva) y/o poliinsaturadas (pescados, semillas de lino, huevos, carnes) y MUY POCOS HIDRATOS DE CARBONO!


Efecto de la insulina y la glucosa sobre el colesterol

Seguro que usted conoce a alguien que le ha salido el colesterol o los triglicéridos elevados en la analítica o en el reconocimiento médico de empresa. Y que su médico, inmediatamente, le ha recomendado una dieta baja en grasas y colesterol y rica en hidratos de carbono- ¡además de las dichosas estatinas- ¿verdad?
Tras unos meses de tratamiento con la dieta y el fármaco, lo más habitual es que el colesterol y los TAG sigan elevados, a pesar de las penurias que sufre el paciente con ese tipo de dieta- y los riesgos que está corriendo, sin saberlo, al tomar las estatinas- ¿Por qué ocurre todo esto?

¡La explicación es muy sencilla! tal y como se representa en el siguiente esquema, si estamos en el llamado metabolismo glucolítico, la insulina estará alta- la insulina se activa por los hidratos de carbono- lo que hace que se estimule mucho la síntesis de colesterol, además del acúmulo de grasas en el hígado (esteatosis) y en el tejido adiposo. Mientras que si estamos en metabolismo lipolítico- con una dieta baja en hidratos de carbono- la insulina estará baja y los precursores del colesterol (HMG-CoA) se desviarán, fundamentalmente, a la producción energía y cuerpos cetónicos- que es la forma en la que quemamos grasa-, con lo que no acumularemos grasa en el hígado, ni en el tejido adiposo, además de mantener unas cifras adecuadas de colesterol sanguíneo.

Este mecanismo de reducción del colesterol mediante modificaciones en la dieta es tan efectivo que, incluso en pacientes con hipercolesterolemia 'genética', resulta eficaz como demuestra, tanto la práctica clínica, como diversos ensayos clínicos.

Nota: Quizás habrá visto en el esquema que las estatinas, también actúan inhibiendo esta vía. El problema es que no sabemos los múltiples efectos que producen a otros niveles metabólicos y de ahí el riesgo de efectos secundarios graves o mortales.




Y... ¡Por fin mi analítica!!

Esta semana me llamaron de Salud Laboral para que fuera a hacerme el reconocimiento médico y ver si seguía siendo "apto para trabajar". Dado que llevo, más o menos, 3 años siguiendo el Estilo de Vida Dukan, con una dieta baja en carbohidratos casi todos los días de los últimos años, y los supuestos expertos en nutrición y medicina hablan tan mal del tema, pensé: "Sólo tengo un riñón, así que ahora cuando me haga el chequeo y la analítica me va a salir que tengo insuficiencia renal grave, el hígado lleno de grasa, además de una "fuerte subida del colesterol", como dice mi "amigo y experto en nutrición" Jean Michel Cohen..." Así que me dirigí asustado y estresado hacia mi destino con la analítica y el reconocimiento- ¡Esto debería leerlo en tono irónico :-) !-
¿Cuáles fueron mis resultados?

- 1,85 cm de altura, 78 Kg de peso, con un 14,5% de grasa (el % normal de grasa en hombres es de hasta un 23%). Mi presión arterial a las 8:00 de la mañana- ¡qué es la hora del día en la que más alta suele estar!- es de 125 mmHg/79mmHg.
- Si comparo estos resultados con los de hace 3 años, he perdido unos 11 kilos, fundamentalmente de grasa- como demuestra el descenso en mi % de grasa en estos años- ¡aunque digan los "expertos", basándose en sus ideas mágicas y no contrastadas fisiológica, ni científicamente, que con estas dietas se pierde, fundamentalmente, masa muscular! Mi tensión arterial ha descendido a niveles normales- antes tenía la llamada "pre-hipertensión arterial". Y en cuanto a mi hígado y ¡ÚNICO RIÑÓN!, como demuestra la analítica, ¡están perfectamente! Por otro lado, el Dr. Cohen tiene razón cuando dice que la Dieta Dukan produce un "fuerte" aumento del Colesterol, ¡PERO DEL COLESTEROL BUENO- HDLc- porque lo tengo 12 puntos por encima del límite alto de la normalidad- ¡Cuánto más alto está el HDLc, menor es el riesgo cardiovascular que tendremos!- ya que el colesterol total, el malo-LDLc- y los TAG están perfectos.
Con todo esto, lo que quiero decir es que, como médicos, pacientes o profesionales de la salud debemos leer más, estudiar más, tener la mente abierta y ser más críticos con las cosas, y no basar nuestro conocimiento en ideas preconcebidas o lo que yo creo. ¡La ciencia se basa en datos, no en opiniones!, tal y como recomiendo el Dr. Reaven: "necesitamos menos consejos y más investigación".




Por último, ¡dar las gracias al blog estandarte por haber dedicado su último post a mi libro 'Toda la Verdad sobre la Dieta Dukan'!


Un abrazo a todos y...¡POR FAVOR, TENGAN CUIDADO AHÍ FUERA!!


Pd: Mañana espero poder publicar un post donde explicaré las causas más frecuentes de elevación de la presión arterial, tal y como demostró el Dr. Reaven hace más de 20 años.